Saltar al contenido

El hecho vs. la opinión

jefe
El contenido de la posición que está en la pluralidad de observadores puede definir una posible interpretación de la vida desde la perspectiva de la elección de lo que representa la conciencia pública, una especia de opinión general y aceptación colectiva acerca de un hecho que no se ve de manera directa sino captado a través del lente de la especial presentación que se realiza de él.

Los acontecimientos no son de la misma naturaleza que las interpretaciones y las conclusiones no pueden ser otra cosa que la total distorsión del suceso. El caso es que la comunicación es un arte porque lo que se comenta es una cosa, lo sucedido es otra y lo que resulta de todo esto es todavía más alejado de lo que está al origen de todo.
La reacción es el resultado no sólo de la acción sino también de todo lo que está presente en tu pasado: tus memorias, tu experiencia, tus creencias, tus traumas y hasta tus expectativas. ¿Quién puede mirar las cosas y los acontecimientos de manera objetiva? ¿Es el posible riesgo de opinar lo que puede ser cuestionado?

La interpretación es sometida también al posible encuentro con el juicio y la condena. Ya nos encontramos en un ámbito en el que estamos tan apartados del origen que no podemos regresar al punto de partida porque ya lo sucedido posteriormente es lo que ocupa el lugar del suceso y ya la importancia radica es en el efecto producido por la causa.

¿Qué es informar? ¿Quién quiere conocer la Verdad por sí mismo? ¿Qué está sucediendo al querer imponer un criterio, una opinión, un concepto, una idea, un grupo o un segmento del todo sobre el resto? ¿Qué puede acontecer si lo que sucede viene acompañado por una total distorsión de los hechos? ¿Quién puede ser el propietario de La Verdad? ¿Quién sabe lo que es mentir y quién lo hace sin saber lo que significa?

En el momento presente es que todos podemos intentar organizar nuestra mente a partir de nuestra argumentación, pero el momento presente no es mental, entonces el proceso mental es una manifestación del pasado. ¿Dónde estamos?

¡Es así!

Víctor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: