Saltar al contenido

Mensaje 21 de junio 2011

Dejad que los niños vengan a mí, y no se lo impidáis

Mateo 19,14

 El estudio y el encuentro del espacio para el aprendizaje, el estado de formación intelectual es una de la entregas más importantes del ser en este mundo. El incremento en el nivel intelectual del individuo  representa en este plano la actividad más trascendente de los primeros veinticinco años de vida. El estudio es la actividad que desarrollan nuestros jóvenes y lo que se invierte en la formación de cada niño o niña representa el tiempo más importante del día. Luego, cada día al llegar a casa, están también las tareas y el niño sigue estudiando y aprendiendo.

 

La elección de la mente como el espacio donde se desarrolla la actividad primordial del ser hace que el niño entienda que el centro de entrega en su vida encuentre su desarrollo en la mente. Este resumen nos muestra la primordial importancia que el ser le ofrece a la entrega en la mente.

 

Esta estancia es la que refleja el porqué nuestra mente es el altar sagrado de nuestra existencia. El elemento más destacado de esta educación en el espacio de la mente es que al elegir la mente en la entrega de nuestros hijos estamos haciendo de ellos los futuros egos del mañana.

El estar totalmente desvinculado del sentir hace que nuestros niños, que dicho sea de paso están en el período más importante en sus vidas, crezcan sin entender cuál es la verdadera función del sentir y no sean capaces  de reconocer tiempo después las distorsiones que genera el poco tiempo dedicado a explorar, vigilar, experimentar, sensibilizar; la entrega en el sentir en el corazón. Esto hace que tanto nosotros como nuestros hijos seamos unos perfectos reprimidos en lo que se refiere al cultivo, desarrollo y elección integral del sentir para la educación del niño.

 

El tiempo que se dedica a la entrega en el sentir  no debería ser menor que el que dedicamos al cultivo de las capacidades neuronales. El niño que esté en el proceso de tener una formación en las dos direcciones será el individuo que pueda encontrar una visión del mundo y de los seres que lo pueblan más iniciada en el SER, en el AMOR, el PERDÓN; en la comprensión del cuerpo como el vehículo y establecer la vivencia en el contexto de la integración, la bondad, la caridad y el encuentro de la estadía en el espacio de tu esencia divina.

!Es así!

URIEL

 

canalizado por Víctor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: