Saltar al contenido

El lamento del incapaz

La mayor oposición que puedas tener en tu vida no proviene de tus enemigos, ni de tus antiguos, establecidos y atemorizados rivales. La verdadera oposición proviene de tu miedo a enfrentar el reto que tienes por delante y es a partir de esa terrible inseguridad que comienza a tejerse el terreno fértil para la aparición y desarrollo de los factores de enfrentamiento a tu proyecto o misión de vida.

La dificultad que experimentas para poder realizar el Plan de Dios es producto de tus miedos, el que no te sientas preparado, competente, adiestrado, capaz, ayudado, apoyado; es el producto de tu análisis mental que te dice una y otra vez que tú no debes embarcarte en la tarea que Dios te ha asignado. El creer que no es posible elaborar el llamado a la localización en el contexto de tu asignación en este plano es el especial encuentro con todos los obstáculos que vienen a confirmar la vivencia de tu incapacidad para seguir adelante en el sendero trazado con antelación a tu llegada a este mundo.

¡Es así!

URIEL

canalizado por Víctor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: